,

LA EFICACIA DE LA BELLEZA PARA COMPRENDER EL CICLO DE LA VIDA

19/11/17 — POR

Entre el 6 de diciembre y el 19 de enero, Denise Lira presentará en la Galería Patricia Ready su exposición «Breathe-Respirar», una serie fotográfica que reflexiona sobre el tiempo, el cuerpo y el cambio climático. “Pretendo con esta trilogía generar conciencia para estar en una alerta permanente, ojalá como un estilo de vida, y trabajar en una plataforma donde plasmar cómo el calentamiento global nos está afectando de diversas formas. Sin agua no hay vida. Es una realidad que no necesita traducción”, dice la artista.

Por Montserrat Rojas Corradi.

88_Home_artesvisuales

11:21:28 ICE 23, FROM THE SERIES GLACIERS © DENISE LIRA-RATINOFF

Denise Lira es una artista multidisciplinaria. Se inicia en la pintura y el grabado, su interés por la materialidad, texturas orgánicas y sus nuevos usos en el arte la lleva a las instalaciones a gran escala, donde incorpora y da importancia a la fotografía, iniciando su gran proyecto «Breathe-Respirar», una mirada íntima al paisaje chileno.

– ¿Cómo llegaste a trabajar esta serie/trilogía fotográfica? “Dos acontecimientos me llevaron a la fotografía y finalmente al proyecto «Breathe-Respirar», que vengo desarrollando hace una década. Por un lado, mis instalaciones con materias orgánicas se emplazaban en lugares del espacio público no tradicionales, donde apliqué la mirada en cuatro funciones: contener, trasladar, construir y alimentar. Las obras site specific «Km 9», «Nictagenias» o «Chepica Bermuda», generaron un nuevo contexto, me cuestioné la importancia del uso de los medios no tradicionales del arte, como la fotografía expuesta en soportes publicitarios, y además extendí mi propuesta a formatos complementarios, como estampillas y postales, experimentando el estado del viaje. «At First Sight II», instalado en un inhóspito espacio de carga por seis horas (la cual además obtuvo el premio Best Art Event of the Year en Atlanta), reafirmó que ese camino estaba en la dirección correcta. Otro hecho importante fue el hallazgo de una dolencia compleja que me obligó a cambiar el rumbo de mi obra, estimulando un intenso trabajo introspectivo sobre el cuerpo, el viaje y el tiempo. Esta experiencia vital me llevó a reflexionar sobre la disolución de mi ser con la Naturaleza. Para mí, la fotografía es una entre-vista, es una forma de mirar, donde solamente puedo entre-ver y observar el diálogo de la audiencia con la belleza, mientras experimenta una profundidad sensorial. «Breathe-Respirar» es una trilogía fotográfica sobre el Planeta”.

–Dices que la fotografía está relacionada al tiempo, ¿cómo influye el tiempo en esta muestra, y de qué manera determina el proceso creativo en tus trabajos? “Cada imagen de «Breathe-Respirar» es un hecho irrepetible, realizada en un tiempo determinado muy preciso y que tiene que ver con estar alerta a ese instante exacto que no se volverá a repetir. El clima es un factor modelador de hielos, aguas, arena, rocas, tierra, que genera un trabajo escultórico diferente. Las imágenes de la trilogía revelan estas distintas etapas del transcurso del tiempo en la geografía. En el caso de los glaciares, su superficie y sus formas tienen menor duración que una roca, por su composición o su propia materia. Los océanos también cambian y los retratos de estas aguas son las instancias más efímeras dentro de la trilogía, son imágenes de fracciones de segundo; para poder capturarlas pasé horas navegando en su búsqueda. Los mantos de arena del desierto también tienen su factor de variación constante y a medida que transcurre el tiempo se presentan con distintos dibujos únicos e irrepetibles, donde la luz es otro componente que marca su desgaste. Las vivencias, el cuerpo y la percepción de la Naturaleza son la representación de mi tiempo, plasmado en imágenes a modo de un sumario territorial y espiritual. Tras 10 años de trabajo, la trilogía está completa, sin embargo, nunca será lo mismo, porque los objetos fotografiados trasmutan. Estas imágenes obtienen otra connotación a medida que nos vamos alejando del momento que fueron realizadas. El proceso de realización para esta trilogía siempre tuvo un tiempo exacto de dedicación y organización para lograr cada imagen. Nació con un principio y un fin. Seis años de expediciones en diferentes geografías en Chile tomó esta propuesta, integrada por las series «Glaciares», «Desierto», y «Océanos», estos últimos fotografiados en diversas aguas del mundo. Cada serie requirió de dos años de investigación y finalmente un par de años más para plantear y encontrar diálogos necesarios entre sí y desarrollar diversas exposiciones”.
–Una imagen implica una acción, en tus fotografías, tu cuerpo es parte fundamental, ¿en qué sentido se transforman en un trabajo performatico? “Me interesa el devenir de mi cuerpo como instrumento de mi trabajo. Varias veces llevé el cuerpo al límite de mis fuerzas para llegar al destino deseado, después vino el desplome. Creo haber estado en una delgada línea entre la vida y la muerte, y es aquí donde más sentí la importancia del tiempo y la presencia del momento. Aprendí a trabajar la respiración que iba en paralelo con la reflexión del caminar consciente. El hoy es lo que realmente me importaba, la eternidad del instante. Todas las fotografías fueron tomadas con los pies puestos en la tierra, en un barco y también dentro del agua, no existe ninguna fotografía aérea. Desde esta postura surge mi punto de vista al momento de retratar el paisaje, mi cuerpo es parte en la construcción de dicho retrato. Esta performance siempre permanecerá oculta detrás de la cámara, ya que finalmente sólo veremos la imagen”.

88_Artesvisuales_Denise_agua

14:05:10 WATER 06, FROM THE SERIES OCEANS © DENISE LIRA-RATINOFF11

88_Artesvisuales_Denise_glaciar

10:22:50 ICE 11, FROM THE SERIES GLACIERS © DENISE LIRA-RATINOFF10

 

–«Breathe-Respirar» está relacionado al territorio chileno, estas imágenes nos permiten acercarnos a una geografía inalcanzable, ¿crees que tus fotografías forman un nuevo imaginario del paisaje chileno?  “De alguna manera creo que sí, por la objetividad de mi obra, que tiene una mirada sublime de estos retratos de Naturaleza, donde transmito combinaciones de formas, texturas y colores tan diversos como lo es el paisaje chileno. En particular, al ser un acercamiento abstracto, pienso que mi mirada tiene una intimidad más profunda que intento transmitir al observar la reacción del espectador cuando, en primera instancia, no logra dilucidar con claridad de qué se trata lo que está mirando. Sin duda, es una mirada que puede aportar al imaginario y principalmente a la percepción y reflexión de la esencia de la Naturaleza. Es mi deseo invitar a la gente a un lugar con el cual no está familiarizado. La persona es guiada de una imagen a la próxima y finalmente hacia una nueva construcción de un territorio visual que no es parte de una visualidad aprehendida, como las postales turísticas, lo que produce una percepción desconocida y, por lo tanto, intrigante. Esta confrontación de los sentidos es imprevisible, lo que nos lleva a observar y observar, como una manera de escuchar también”.

–Al ver tus series, se me viene a la mente el cambio climático, ¿como podría la fotografía generar una reflexión en torno a este gran tema del Siglo XXI? “Después de estas grandes expediciones, siento la necesidad y la responsabilidad de hacer un llamado, esta vez desde el punto de vista de retratos de la Naturaleza mostrada desde el arte, de algo que nos afecta a la humanidad entera: el cambio climático. El evidente hecho viene siendo advertido por el mundo científico. Hace más de 40 años se preveía esto como una posibilidad en tono de advertencia, pero hoy es un hecho real. Los grandes glaciares de las montañas ya están desapareciendo a una velocidad alarmante. Pretendo con esta trilogía también generar una reflexión, para tomar consciencia y estar en una alerta permanente, ojalá como un estilo de vida, y trabajar en una plataforma donde plasmar cómo el calentamiento global nos está afectando de diversas formas. Sin agua no hay vida. Es una realidad que no necesita traducción”.

Comentarios

  • “Lo que más valoro es la observación del movimiento de los colores”, Auguste Macke (1887- 1914), pintor expresionista alemán.
  • "Aburrimiento es el deseo por los deseos", León Tolstoi (1828 - 1910).